PARTAGÁS

Pues sí amigos, ya tocaba una biografía de un mago español. No todo lo bueno está en el extranjero, pues en nuestro país hay una cuna de magos de alto prestigio que iremos viendo poco a poco. Para este último mes del año he elegido a Partagás, un mago que hizo mucho por la magia española y que vamos a ver a continuación.

partagasJoaquín Partagás Jaquet, que era su nombre completo, nació en 1848 en Barcelona.

Cuando tenía catorce años comenzó a trabajar en una droguería llegando a publicar cuatro años más tarde, en 1866, su primer libro: “Llibre per lo coneixement de drogues” que incluía un apéndice: “Llibre de dulces”. Ninguno de ellos era de magia, pues aún tardaría un poco la magia en llegar a su vida.

Se calcula que Partagás aprendió magia en Argentina. Viajó con su hermano Urbano a Buenos Aires en 1868. Estuvieron nada menos que siete años y fue en 1875 cuando volvieron a Barcelona para volver a Argentina un año más tarde.

El primer trabajo que tuvo Partagás en Argentina fue en una librería. Hay una teoría de que fue ahí donde comenzó su afición por la magia, quizá por haberse encontrado con un libro de magia fortuitamente.

Además de esta teoría, hay una más, pues justamente en 1874 Canonge, (otro mago español que fue una gran influencia para Partagás y del cual hablaremos más adelante), actuó en Buenos Aires y puede que la vuelta a Barcelona de Partagás un año más tarde fuera para poder estudiar magia con él.

 

Lo que es seguro es que cuando volvió a América lo hizo ya como mago profesional. En 1977 los periódicos locales lo describen como un mago con éxito. Con el apodo de “El Taumaturgo Catalán”, Partagás actuó en Argentina, Uruguay y Brasil.

partagas_teatre

En 1878 regresó a España donde estableció definitivamente su residencia y fundó en Barcelona la primera tienda de magia en nuestro país: El Rey de la Magia. Esta tienda ha sido y es en la actualidad un centro de la prestidigitación donde se dan cita tanto magos profesionales como aficionados.

Barcelona-5Partagás actuó mucho en España y en Francia. Fue en uno de sus viajes a París donde se enamoró del teatro de Robert Houdin, (ver biografía de Robert Houdin), y fue por ello que abrió su propio teatro. En él adivinaba cartas y las hacía aparecer, metía a un espectador en un armario y lo transformaba en un esqueleto que bailaba, hacía sonar melodía tocando el borde de unas copas, hacía números de escapismo, hipnotismo, manipulación con monedas para acabar con magia de teatro negro y un proyecciones de linterna mágica.

partagas_2En 1900 cuando Partagás cerró su teatro, publicó un libro de magia: “El prestidigitador Optimus o Magia Espectral”, el cual contenía juegos de naipes, juegos de salón, técnicas de escapismo, magia con grandes aparatos e incluso proyecciones en escena y sombras chinescas, (que a mí me gustan tanto).

21010844

1308150674066

Este famoso ilusionista murió con 83 años en 1931. A los cincuenta años de su muerte y a los cien años de la fundación de su tienda, se publicó un facsímil de su libro como homenaje a este gran mago. De él se llegó a decir que cuando iba a la barbería y acababan de afeitarle, inmediatamente después volvía a tener la misma barba, o que la cesta de la compra le acompañaba andando sola desde el mercado hasta su casa.

Como habeis visto, en nuestro país hay también magos increíbles que iremos descubriendo poco a poco. Os espero el mes que viene con una nueva biografía con la que empezaremos el año. Un saludo mágico.